martes, 10 de diciembre de 2013

¿Llegó el hombre a la luna?

Que fue grande para la Humanidad es indudable, pero el famoso pequeño paso que Neil Armstrong dio hace 40 años fue, según algunos, la mayor estafa del siglo XX: No lo hizo sobre la Luna sino en un estudio cinematográfico secreto y a las ordenes ni más ni menos que de Stanley Kubrick.

Es lo que mantienen los defensores de esta leyenda urbana, probablemente la más famosa de las catalogadas como "teorías de la conspiración", y lo hacen en libros, documentales y, evidentemente, en internet.

El motivo de ese supuesto vil montaje por parte de la Administración de Richard Nixon fue, según esta teoría, matar dos pájaros de un solo tiro:
Mostrar, por un lado, la supremacía de Estados Unidos frente a la URSS en la carrera espacial en plena etapa de la "guerra fría", y, por otro, subir la moral del pueblo estadounidense que estaba por los suelos tras la traumática experiencia en Vietnam.

Bill Kaysing es el principal ideólogo del "timo" del Programa Apolo, desarrollado en la década de 1960 y considerado como uno de los éxitos más importantes de la tecnología moderna al marcar el hito de llevar hasta la superficie lunar a seis misiones, incluida la histórica Apolo 11, y de que en sólo tres años (1969-1972) doce astronautas caminasen sobre la Luna.


"We never went to the moon" ("Nunca fuimos a la Luna", 1974) es el libro que catapultó al escritor Kaysing al rango de "padre" de la hipótesis del fraude lunar al fijar la columna vertebral de la argumentación sostenida aún hoy por los defensores de esta teoría.

ANOMALÍAS QUE
DELATAN ENGAÑO

El cielo sin estrellas y las sombras convergentes que se aprecian en algunas fotos de las misiones, el ondear de la bandera en un ambiente sin atmósfera y por tanto sin viento, la huella perfecta de la bota de Armstrong en el polvo seco de la Luna o la falta de cráter tras el alunizaje del módulo espacial "Águila" son algunas de las "anomalías" que apunta Kaysing y repiten sus discípulos, entre ellos Ralph Rene.
Inventor autodidacta y editor de prensa, Rene ahondó en esos detalles aparentemente "chocantes" en su libro "NASA mooned America" ("La NASA alunó a América", 1992) en el que sostiene que la agencia espacial estadounidense carecía de los recursos técnicos para llevar un hombre a la Luna y traerlo de regreso a la Tierra sano y salvo.

Estos dos libros, una película, un programa de televisión y un documental han contribuido en estos 40 años a mantener viva la llama de esta teoría de
la conspiración.

En la película de ciencia ficción "Capricorn One" ("Capricornio Uno, 1978), el cineasta Peter Hyams muestra a la NASA fabricando una falsa misión y obligando a los astronautas a ser cómplices de la farsa de un viaje espacial, pero a Marte en vez de a la Luna.

Pero fue el programa "Conspiracy Theory: Did We Land on the Moon? (Teoría de conspiración: ¿acaso aterrizamos en la Luna?), emitido por la cadena estadounidense de televisión Fox en 2001 el verdadero trampolín desde el que esta polémica saltó a nivel internacional con debates en mil y un foros de internet.
STANLEY KUBRICK,
¿FUE CÓMPLICE?

Y la guinda la puso un año después un documental-ficción francés, "Opération Lune" (Operación Luna), realizado por William Karel.

Con imágenes de archivo reales sacadas de contexto, y mezclando hábilmente datos verdaderos y falsos, Karel analizó en clave paródica la tesis de que Nixon urdió una compleja trama para hacer creer al mundo que el Apolo 11 aterrizó en la Luna.

Es de ese documental, en el que ofrece su testimonio la viuda de Stanley Kubrick, de donde sale la idea de que el cineasta afrontó el encargo de Nixon en los ratos que le dejaba libres el rodaje de "2001: A Space Odyssey" ("2001, una odisea en el espacio", 1968).

Lo curioso es que, pese a que al final de la cinta queda claro el carácter delirante de la misma y su argumento totalmente ficticio, muchos telespectadores terminaron convencidos justo de lo contrario.

Pensaron que aquellas imágenes en blanco y negro del primer hombre andando sobre la Luna, observadas por una quinta parte de la población mundial por la pequeña pantalla un 20 de julio de 1969, fueron sólo una superproducción hollywoodiense.

Y de nada sirve que científicos, técnicos e interesados en la historia de la exploración espacial hayan refutado sesudamente una tras otra todas las afirmaciones de los "conspiradores", para ellos Armstrong y los otros once astronautas de la misión Apolo jamás pisaron la Luna.

BORRA NASA ALUNIZAJE
DEL APOLO 11 EN 1969

Las grabaciones originales del aterrizaje de las primeras personas en la Luna hace 40 años fueron borradas y reutilizadas, pero las copias de la emisión original recientemente restauradas se ven incluso mejor, dijeron responsables de la NASA.

La Agencia presentó las primeras imágenes de una digitalización completa del aterrizaje original que clarifica las tomas borrosas y granuladas de Neil Armstrong y Buzz Aldrin caminando en la superficie de la Luna.

La serie completa de grabaciones, restauradas por Lowry Digital, con sede en Burbank, California, será lanzada en septiembre de este 2009, aunque las imágenes preliminares están disponible en el sitio www.nasa.gov

Hacia 2006, la Agencia reconoció que nadie podía encontrar las grabaciones del video original del aterrizaje del 20 de julio de 1969.

Desde entonces, Richard Nafzger, un ingeniero del centro Goddard Space Flight de la NASA en Maryland, que supervisó las imágenes de televisión en los centros de control de la misión del Apolo 11, había estado buscándolas.

La buena noticia es que se sabe dónde quedaron, la mala es que formaron parte de un lote de 200 mil cintas que fueron borradas magnéticamente y reutilizadas para ahorrar dinero.

"El objetivo fue verlo en televisión en directo", dijo Nafzger en una rueda de prensa.

"Deberíamos haber tenido cerca un historiador diciendo 'no me importa si nunca se van a utilizar, vamos a guardarlas'", dijo.

Igualmente, se hallaron buenas copias en los archivos de CBS news y algunas grabaciones en cinescopios que se encuentran en viejas películas en el Centro Espacial Johnson.

DIGITALIZAN FRAGMENTOS
PARA NUEVA VERSIÓN

Lowry, empresa conocida por la restauración de viejas películas de Hollywood, ha estado digitalizándolas junto a otras partes para hacer una nueva versión del aterrizaje original.
A Nafzger no le preocupa que utilizar una empresa de Hollywood podría alimentar las teorías de conspiración, que afirman que todo el programa lunar que llevó a astronautas a la Luna seis veces entre 1969 y 1972 fue recreado en un set de rodaje de películas en una base militar secreta.

"Esta empresa restaura videos históricos. No me importa de dónde es la compañía", dijo Nafzge.

"Los teóricos de la conspiración creerán lo que quieran creer", añadió el director ejecutivo de operaciones de Lowry Digital, Mike Inchalik.

Y puede haber en algún lugar algunas copias no oficiales de la emisión original que fueran tomadas de un video de la NASA de un centro de Sidney, Australia, dijo.

Nafzger comentó que alguien hizo grabaciones también en Sidney.
“Estas cintas no están en el sistema", dijo Nafzger. "Estamos abiertos a encontrarlas".

¿COMO INICIÓ RUMOR DE
QUE FUE UN MONTAJE?

Todos los rumores sobre el aterrizaje en la Luna se desataron el 15 de febrero, cuando el canal Fox de televisión transmitió un programa llamado Teoría de la conspiración: ¿Aterrizamos en la Luna? Los invitados al programa sostenían que la tecnología de la NASA en los 60 no estaba lo suficientemente desarrollada como para realizar un alunizaje. Por el contrario, ansiosa por ganar la carrera del espacio de cualquier manera, la NASA montó en el programa Apolo estudios de cine. Las históricas pisadas de Neil Armstrong en otro mundo, los animados paseos en coche lunar, hasta el golpe de golf de Al Shepard sobre Fra Mauro-- ¡eran mentira!Fuente:ciencia.nasa

Documentales:
Consta de dos partes; "El Falso Viaje a la Luna (Cómo se rodó)" y "Es Falso el Viaje a la Luna".

Durante este documental, falleció el ex-director de la C.I.A. el General Vernon Waters. La carrera espacial es muy importante, la agencia militar NASA es la que más dinero recibe de defensa, tiene una imagen muy limpia pero desarrollan armas y tecnologias bélicas.

Dedicado a Stanley Kubric, el encargado de supervisar este rodaje del Falso paseo lunar, en el que los implicados firmaron su sentencia de muerte para mantener el secreto, Kubrick fue el último en morir misteriosamente, pero en su vida produjo muchísimas películas excelentes como La Chaqueta Metálica o Full Metal Chacket, La Naranja Metálica, 2001 Odisea en el Espacio, pero lo más desconocido fue la supervisión de este rodaje del Viaje a la Luna.

Fuente: Reuters